martes, 29 de mayo de 2007

Programa 66: "Venezuela"


Impresionan mucho las imágenes del cierre de Radio Caracas Televisión en Venezuela. Es aterrador contemplar cómo una nación se resquebraja por la mitad y sus habitantes se dividen.

Una trabajadora decía ayer entre lágrimas que el cierre de esta cadena era para ella como si le hubiesen asesinado a un familiar. Sin querer entrar en muchas valoraciones, queda claro que cuando un gobierno cierra una cadena de televisión y medio país se echa a la calle algo no funciona bien. Y también queda claro, que las televisiones y los medios de comunicación son ejes vertebradores de las sociedades y que los gobiernos no deberian dominarlas.
Empezamos

2 comentarios:

El hijo del capitán dijo...

A algunos se les va a quebrar el cuello de tanto forzarlo para mirar hacia otro lado...

Anónimo dijo...

RUMASA… y Luis Pascual Estevill…
MÁS CONSIDERACIONES SOBRE LA BARCELONA DE JORDI PUJOL…

Por Rafael del Barco Carreras.

1983. Desorientado por la libertad tras el juicio, en que Ayuntamiento, Consorcio de la Zona Franca y Fiscalía, pedían para mí doce años, me lancé a enderezar mis negocios en quiebra y con más nubarrones judiciales. Las urbanizaciones no empeoraron, se solucionaron por las simples presiones de los parcelistas (cortando la autopista), con sumario y juicio en 1992, declarado “inocente”. Lo complicado, las deudas en Solares y Patrimonios SA, la sociedad constituida con Antonio de la Rosa Vázquez, el “huido” padre de Javier de la Rosa, al que aún tardaría en conocer. Antonio lucía de Presidente y yo de administrador para la promoción de la hipotética futura urbanización en Montornés. Y para mi sorpresa, amparándome en letras de venta a plazo de muebles y de operaciones a largo plazo por pisos de mis promotoras, con tres tiendas aun funcionando, un bancario directivo del Banco Hispano Americano acepta descontarme efectos (letras, papeles, por dinero). Y falsifiqué pequeñas letras a mansalva.
Y en un ambiente de cierta “liquidez” y apariencia, me intereso por la liquidación y privatización de RUMASA. Visito, contento por la liberación, a quien me defendió en el Juicio, Gonzalo Quintero Olivares. Sabía por rumores en Madrid, donde fijé mi residencia, que mi abogado en Barcelona llevaba “temas de la privatización de RUMASA”, o sea, “te regalaban una empresa y encima un crédito para tirar adelante”. Demasiado bonito para ser real. Pero lo que parecía estar a la “venta” y “privatización”, solo lo estaba para los “suyos”, y yo evidentemente no lo era. Los años descubrieron que los compradores “amigos de amigos socialistas” no se diferenciaban de mi “situación”, apropiándose del dinero de los créditos y hundiendo o revendiendo “por mucho” las empresas, caso Galerías Preciados (el gran pelotazo de los Boyer con el Cisneros venezolano), o la más cercana Freixenet y las varias cavas de RUMASA en San Sadurní. RUMASA costó no menos de DOS BILLONES al Presupuesto Nacional. Operación la de Freixenet que consolidó la amistad entre mi ex abogado Luis Pascual Estevill y su sustituto Gonzalo Quintero. Luis, después de engañarme y robarme (apropiándose como minutas de las letras por la venta de la discoteca Charly Max, una de las muchas de mis operaciones), si ya se había aliado con mi primer abogado Juan Piqué Vidal para cargarme el mochuelo del Consorcio, ahora lo hacía con su sustituto, y por lo sabido con excelentes resultados, aunque la ruleta le mermara beneficios. “Defenderme contra los socialistas” le creó tres grandes aliados en Barcelona, los propios socialistas de “Serra y Maragall” al que pertenecía Gonzalo, el Grupo, clan o banda “Pujol-Piqué Vidal-De la Rosa” y el “selecto grupito de Inspectores de la corrupta Hacienda de Barcelona”, “técnicos en la privatización”. ¡Casi nada!. De ahí a Juez, miembro de la Academia de Jurisprudencia de Cataluña, vocal del Consejo General del Poder Judicial, y su delegado en Cataluña. ¡La vida es un contrasentido!. Y yo de nuevo en esos años 90 ante los tribunales y la cárcel por Solares y Patrimonios SA… Y Ruiz Mateos entra en prisión… a sus 76 años.
Y la pequeña noticia del día sobre la detención de Ruiz Mateos (otra de tantas arbitrariedades judiciales) se oscurece ante el gran titular sobre la COCAÍNA. La ciudad y sus lugares de ocio, infinitos, ¡toda Cataluña es un “ocio”, construcción, y fábricas al Este!, inundados de “ala de mosca”. En España se han decomisado 50.000 kilos de cocaína en UN AÑO, superando en consumo y decomisos cualquier país de Europa, y para apaciguar sus “espitosas consecuencias” crece el tráfico de la sedante heroína, y del iniciador hachís, tan del gusto de la gran masa de “progres”, “existencialistas” y “hipis”, elevándolo por los 60 a pura espiritualidad, al tiempo que los “guapos” de la “gauche divine” alardeaban de coca, enriqueciendo a los primeros traficantes, surgidos de las ruinas empresariales. Si dicen los expertos que se decomisa el diez por ciento…con el precio al por mayor a 5.000.000 de pesetas kilo, sin cortar, el valor de lo decomisado alcanza los 250.000 mil millones, por diez, 2.500.000 millones de pesetas, que multiplicados tras cortes y vendido al por menor en sucesivos escalones hasta el papelinero, sumaría la escalofriante cifra de 25.000.000.000.000, 25 BILLONES, ¡ni yo me lo creo!. El Presupuesto Nacional, ¡una organización jurídica inmensa!, cientos de miles de sociedades “instrumentales” y “negocios tapadera”, operativos grandes canales de blanqueo (con razón España es líder en billetes de 500 €), bufetes con cientos de abogados (Barcelona casi alcanza la mitad de los colegiados en TODA FRANCIA), y una clase político-funcionarial proporcionando estabilidad, y cuanta más ilegalidad más estabilidad y corrupción se necesita. Y Cataluña cumple esas premisas, diría que su infraestructura es perfecta. Con razón JORDI PUJOL GOZABA CON EL ESTRIBILLO “BARÇALONA ES UNA BASA D´OLI”. Y yo, que añadiría de “oli y droga”, en mis años de cárcel nunca conocí a nadie a la altura de tan gran “negocio”.
Por Rafael del Barco Carreras
rdelbarco1940@hotmail.com